Saltear al contenido principal

No hay duda de que la calidad del producto y la cocina son cruciales para triunfar, pero no suficientes. Hoy en día la calidad se presupone, nadie paga un plus por calidad porque la ofrecen también a la vuelta de la esquina. Estamos dispuestos a pagar más por una experiencia memorable que incluya buena calidad y buen servicio, pero no solo calidad y servicio. El diseño de restaurantes contribuye a aportar ese plus por el que el cliente está dispuesto a elegirte.

Ningún hostelero/cocinero necesita un espacio (solo) bonito, sino un restaurante funcional y eficiente que convierta visitantes en clientes recurrentes, transmitiendo emociones y sensaciones especiales y alineadas con una estrategia empresarial concreta, utilizando para ello la herramienta más presente y más visible: un cuidado diseño interior orientado a poner en valor un concepto gastronómico.

  • Vinilo esmerilado usando elementos de grafismo del mundo del vino para separar ambientes
  • Vinilo esmerilado usando elementos de grafismo del mundo del vino para separar ambientes
  • Vinilo esmerilado usando elementos de grafismo del mundo del vino para separar ambientes
  • Diseño e impresión de tarjetas de visita

“Conseguir que un cliente elija uno u otro restaurante es cuestión de pequeños detalles”

-Diane Arbus-

Volver arriba